Cuando uno desea darle un cambio total a su aspecto corporal y renovar su imagen, muchas veces se empieza por el cabello, y dicha tarea se encuentra dentro del arte de la peluquería, un oficio que ha logrado cambiar desde el punto de vista estético a muchas personas durante siglos.

 

Qué es una peluquería

 

Se puede llegar a definir la peluquería como un lugar al que asisten las personas con la finalidad de cortarse el cabello y, por ende, sanearse el mismo o dar un cambio a su aspecto. Esta tarea tiene mucha importancia para las personas y para la sociedad, por lo que se considera un bien básico y, para dedicarse a este oficio, las personas deben instruirse o realizar determinados cursos de aprendizaje, que suelen impartirse en academias especializadas.

Son varios los tipos de peluquerías o establecimientos que se encargan de realizar cuidados al cabello, como los salones de belleza o las barberías, y se trata de un servicio al cliente que se da a hombres, mujeres y niños, pues todos necesitamos cortar nuestro cabello de vez en cuando.

A las personas que ejercen el oficio de la peluquería se les llama “peluqueros”, y son aquellos trabajadores que se encargan de dominar las técnicas y los procedimientos adecuados del corte del cabello, así como de su peinado, o de los procesos necesarios para darle color o para hacer un afeitado y sanear una barba para que esté bien cuidada.

 

peluqueria

 

Qué actividades suele realizar un peluquero

 

Las personas que se dedican a la peluquería se encargan de realizar al cliente diversas cosas, tales como lavar, secar, cortar, estilizar, alisar o teñir el cabello. A su vez, se encargan de aconsejar a sus clientes acerca de cuáles son los mejores productos que puede utilizar para hacer que su cabello luzca en excelentes condiciones.

Cuando un cliente acude a los servicios de un peluquero, este puede hablar acerca de lo que le gustaría que le hiciesen en su cabello, para que así el profesional pueda saber cuál es el mejor tratamiento o el más adecuado según las características de cada persona. Igualmente, el peluquero puede detectar problemas que se puedan resolver en el salón o centro de peluquería, como puntas abiertas, cabellos dañados o incluso reacciones alérgicas a determinados productos de tinte.

Es importante señalar que, muchas veces, a los peluqueros que atienden a los hombres se les conoce como barberos, porque se encargan no solo de cortar el cabello a los hombres, sino también de arreglar barbas y bigotes.

 

profesión peluquero

 

Breve historia de la peluquería

 

Es importante conocer el origen de las cosas, y el arte de la peluquería y de los oficios no se queda atrás. Y es que la actividad de cortar el pelo es de las más antiguas que existen, tanto, que se cree que dicho origen se remonta a la prehistoria, aunque en aquellos momentos se tratase de algo más práctico que estético. De hecho, se dice que las personas se cortaban el cabello ellas mismas utilizando piedras de sílex, así como cualquier otro objeto que se encontraran y estuviese algo afilado.

Los egipcios, sin embargo, sí que comenzaron ya a preocuparse por el sentido de la belleza y de la estética, procurando cuidar su cabello con mimo y con productos. Los griegos, por su parte, hicieron de la belleza un culto total, dándole suma importancia a los peinados, los cuales se caracterizaban por tener ondas y rizos. Sería en Grecia, precisamente, donde surgiesen los primeros centros de belleza, a los que asistían las clases nobles para acicalarse y lucir sus peinados propios de la época.

 

Peluqueros famosos en el mundo

 

Siempre han existidos personajes que han dejado huella en el mundo, y en el ámbito de la peluquería también los hay. ¡Y estos son algunos de los más destacados!

  • Leonard Autie: De origen francés, y cuya trayectoria comenzó en el año 1751 y hasta 1820, fue el primer peluquero que tuvo un registro oficial.
  • Marcel Grateau: Natural de Francia, entre los aportes dados por su parte a este oficio, resalta que inventó las tenacillas en el año 1882.
  • Antonie de Paris: De origen polaco, este hombre dejó como legado el cambio de los hábitos de higiene, es decir, lavarse el cabello más a menudo.

Es importante valorar el oficio de la peluquería y tener en cuenta que en la actualidad existen peluqueros profesionales realmente buenos que, a medida que ha ido pasando el tiempo, han perfeccionado sus técnicas con la finalidad de brindar una excelente atención a todos sus clientes y mantenerse a la vanguardia de los tiempos que corren.





Más profesiones